Content feed Comments Feed

24 XXX: acción, sexo y buena parodia

Kurt Lockwood da vida a Jack Bauer en esta fantástica parodia de la serie '24' que le ha dado a Axel Braun cuatro AVN Awards.

Second Chances: la comedia romántica del año

Tras ser humillada por su novio, que sólo buscaba entrar en una fraternidad, Madison descubrirá que siempre hay una segunda oportunidad para el amor... aunque no siempre se busque en el sitio adecuado.

Wetwork: el asesino se convierte en la presa

Steven St. Croix protagoniza una historia de asesinos a sueldo, mentiras y tramas ocultas. Una de las mejores películas del año.

The Sexual Liberation of Anna Lee

Un adicto al sexo y una chica totalmente reprimida sexualmente se conocen durante una terapia poco ortodoxa para superar sus problemas.

Traci Lords: Filmografía de la actriz prohibida

Un repaso exhaustivo a la filmografía de una de las más grandes actrices porno de todos los tiempos: Traci Lords.

Próximamente...

VORACIOUS. SEASON 2: John Stagliano vuelve con su historia de vampiros en la ciudad

RIDE OR DIE: Mia Malkova y carreras ilegales de coches

KILLERS: El regreso de Jack the Zipper

BUBBLE GUM GIRLS: Sexo y artes marciales

White Witch: magia blanca para cine negro

Scott Allen se confirma como director revelación en esta cinta sobre un detective que cae en una espiral de magia, locura y desesperación para resolver su caso.

Holly... would: escorts y policías infiltradas

Asa Akira interpreta a un escort de lujo de Hollywood cuya plácida vida se verá amenazada por una operación antivicio.

Aftermath: amor, sexo y familias ocultas

Tras cumplir los 18 años, Danny descubre que su fallecido padre tenía otra mujer en la otra punta del país. Su viaje para encontarla y saber más de ella y de su padre desembocará en una tórrida y prohibida historia de amor.

Hollywood Babylon: fama, mentiras y sexo

Sovereign Syre descubrirá que el camino al éxito en Hollywood pasa irremediablemente por las manos de la gente más pervertida del lugar.

Los siete pecados capitales de James Deen

James Deen ha creado una magnífica septualogía sobre los pecados capitales. Una particular visión del pecado a través del sexo en siete historias impactantes.
CahayaBiru.com

Anything he desires (Brett Brando, 2016)

lunes, 27 de febrero de 2017


Brazzers es la casa del gonzo, pero cuando se ponen a hacer algo argumental (una o dos veces al año), normalmente presentan un muy buen trabajo. Por eso me acerqué a este 'Anything he desires'. Empieza con la espectacular Peta Jensen conduciendo a lo 'Drive' y en el reparto la acompaña Allie Haze. ¿Qué puede fallar?


Pues técnicamente no falla nada, salvo que estés buscando una película porno argumental mínimamente desarrollada. Y es que tenemos a Peta colada por su jefe (Bill Bailey), que es hermano de su novio, se lanza y él se la queda como juguetito sexual. Y ya está, no intentéis sacar nada más.


Pero es Brazzers. Así que aunque no está muy trabajada en la trama, sí nos brinda unos buenos números sexuales de los que Peta Jensen es la gran protagonista. Y es que tras fantasear con una mamada en el ascensor con su jefe, se despierta y se folla a su novio (Levi Cash), dos escenas de calentamiento para los platos principales.


Porque al confesarle a su jefe que quiere follárselo, éste decide jugar un poco y hacer que primero se tire a su secretaria, una Allie Haze con su habitual carita de niña buena que le pega un tremendo fistfucking a Peta en una escena muy caliente. Y la noche siguiente, pues Bailey pide turno y le da a Peta lo que venía pidiendo, poniendo especial interés en el anal (según la portada, es su primera escena anal).


Así, tenemos tres buenas escenas de Brazzers (sobre todo el lésbico y la escena final) en una historia que, pudiendo dar para más, hace de mero hilo conductor al sexo.

Clairvoyance (Stills by Allan, 2016)

jueves, 16 de febrero de 2017


Tras ver su buen trabajo en la dirección junto a Bree Mills (The Turning, Missing), me decidí a ver un trabajo en solitario del fotógrafo convertido en director Stills by Alan. Y esta miniserie de tres episodios sobre magia y fantasmas me pareció una buena oportunidad. Y la oportunidad estaba ahí, pero Alan no la supo aprovechar.


Pero su mayor fallo no es la dirección, que aborda bien solo, ya que seguramente es él el que logra ese buen acabado en sus otros trabajos; sino en el guión, donde parece que debe ser Mills la mano con talento. Y es que tenemos a una bruja wiccana que quiere que una chica que puede ver fantasmas la ayude a reencontrarse con su novia, también bruja y fallecida durante un ritual. La idea está bien, pero es que eso es todo. El planteamiento es toda la trama. Tres capítulos sin ningún conflicto para contarnos lo que justito daba para un episodio.


Pero cada capítulo tiene su escena sexual y esa era la cuestión. Son tres escenas lésbicas sin nada que destacar en especial más allá del cuerpo de las propias actrices. Tenemos a Dahlia Sky y Charlotte Stokely en un flashback, a Dahlia con Samantha Hayes para recuperarse de hacer magia, y finalmente a las tres chicas juntas tras el reencuentro. Tres escenas bonitas, pero olvidables, como la serie en general.

Dirty Money (Baby Gurl, 2016)

lunes, 13 de febrero de 2017


Me gusta cuando Wicked Pictures deja descansar a Armstrong, Daniels y Morgan y ofrece películas a otros directores y productoras independientes. Así nos encontramos con filmes distintos como este Dirty Money, producido por Los Scandalous y dirigido por una tal Baby Gurl (también acreditada como Monica), que sin hacer una película muy elaborada, logra un filme original y con un toque diferente que le va realmente bien al catálogo de Wicked Pictures.


Baby Gurl nos trae cinco historias con sus cinco escenas de sexo conectadas por un billete de 100 dólares que va pasando de mano en mano: un chico lo saca del cajero y se lo da a su terapeuta de pareja, que se lo da a un poli que la para con el coche. A éste se lo roba su hija, que se lo da al porrero de su novio que, más tarde lo intercambia por droga. Un viaje en el que el billete presencia mucho sexo y termina siendo donado a la campaña de un político y con éste gastándoselo en putas. Sí, podríamos decir que ahí se vuelve 'dirty' (por el político, no por la puta).


Y la directrora hace lo correcto en este tipo de películas que casi son vignettes, trabajarse bien el tono de la película dándole algo especial a cada escena. Así, tenemos un polvo íntimo junto a la chimenea y en la ducha de Stallion y Casey Calvert y luego uno morboso en exteriores entre la terapeuta (Bianca Breeze) y un policía.


Tenemos otro juvenil en una furgoneta, con la hija del poli (Ziggy Star) chupándosela a su novio mientras éste fuma un porro, y otro en penumbra entre el camello (Donnie Rock) y la contable de la campaña (Jezabel Vessir) en la sede de ésta.


Pero el más morboso llega en un motel, alumbrados por el cartel luminoso en la noche, con el político (Steven St. Croix) y una sexy prostituta (Teanna Trump). Steven juega con el billete en el cuerpo de Teanna para después follársela en un polvo muy caliente. Y, como era previsible, pero no por ello peor, la película cierra con un último viaje del billete que cierra el círculo, un buen final para una película que con una simple idea y un poco de talento tras las cámaras logra un buen título para el catálogo de Wicked.

The Switch (B. Skow, 2016)

jueves, 9 de febrero de 2017


No he visto toda la filmografía de B. Skow ('The Condemned', 'Color Blind'), pero lo cierto es que no le relacionaría con la comedia. Supongo que por eso me pasó por alto esta película y me sorprendió verla nominada en los AVN a la mejor comedia. Pero lo cierto es que esta historia (escrita por David Stanley) de intercambio de cuerpos logra lo que se propone: que pasemos un rato divertido a costa de lo que les pasa a dos amigos al despertarse con los cuerpos cambiados.


En una película de chicas o infantil, este intercambio de cuerpos se daría cogiéndose de la mano o chocando con las cabezas. Pero es una peli de chicos, así que Xander, un actor porno egoísta y libertino, y su amigo Chad, un padre soltero tímido y algo remilgado, se cambian los cuerpos por una extraña magia cuando cruzan los chorros al mear. Tal cual. Ambos desean probar el estilo de vida del otro; pero, como era de esperar, nada es como esperan.


Y así, tenemos a Chad White en el cuerpo de Xander Corvus acudiendo a su rodaje porno con Romi Rain, una escena muy divertida (son los mejores del reparto) con Xander alucinando y sin saber por dónde empezar con Romi. Una vez fracasada la escena, Xander y Romi tienen un polvo mucho más íntimo y cariñoso que el que tendría el verdadero Xander, algo que no se esperaba Romi, que se enamora de él.


Por su parte, Xander, en el cuerpo de Chad, cumple la fantasía de este padre soltero tirándose a la canguro, una Mia Malkova que parecía modosita y era una fiera. El problema llega cuando vuelven a sus propios cuerpos y a Romi no le gusta el verdadero Xander y Mia necesita más caña de la que el verdadero Chad le puede dar.



La película incluye dos buenas escenas más de Xander, una al principio con Katrina Jade mientras presume de porn life y otra con Mia, que sabe que era él el que le daba sexo duro en el cuerpo de su amigo. La película termina con final feliz y con la moraleja que siempre trae este tipo de películas. Y lo cierto es que todo funciona realmente bien. Es divertida en todo momento, el sexo, sin salirse de lo habitual, es excitante y siempre viene a cuento y el final te deja con buen sabor de boca, aunque los personajes no puedan decir lo mismo (vedla y entenderéis este último comentario). Un simple pero buen trabajo del tándem Skow/Stanley.


Los cuentos clásicos siempre son una buena base para una historia y si se les da un giro y se adaptan con algo de ingenio suelen funcionar a la perfección. Bree Mills y su ya inseparable Stills by Allan han querido llevar a su perverso universo lésbico el cuento de la caperucita y han logrado una película que, sin destacar mucho en su catálogo, resulta un buen entretenimiento lésbico-festivo.


Como es de imaginar, aquí los lobos son metafóricos y con las tetas más grandes que los colmillos, las abuelas son MILFs no muy inocentes y caperucita es más salvaje que en el cuento. Pero salvo el origen de la chica (aquí va en busca de su abuela tras haber sido abandonada de niña por su madre, recogida del bosque por una agente de servicios sociales y haber huido de una casa de acogida con una malvada traficante de personas), el resto del cuento sigue igual.


Tenemos a una loba (Abigail Mac) que engaña a Little Red prometiéndole convertirla en modelo y la deja custodiada por Fox (Penny Flame) mientras ella se va a casa de la abuela (Kendra Lust) haciéndose pasar por su nieta desaparecida. Y todo ello (y lo que viene después, con Caperucita escapando, llegando a casa de la abuela y confundiéndola con la loba) lleva a unas cuantas escenas lésbicas a la que les hubiera venido bien algún juguetito, un toque fetish o algo de squirt para no caer en la monotonía.


La que se lleva la mejor parte es Little Red, que se tira a su madre de acogida (Jelena Jensen), a Penny Flame y otra de sus víctimas (Shyla Jennings), a la loba Abigail (que previamente ya se ha tirado a la abuela, Kendra Lust) y de nuevo a la lobita hasta la extenuación junto a su abuela y a la de servicios sociales, April ONeil, que vendría a ser el cazador.


Como he dicho, el sexo podría haber sido mejor y la película no es de los mejores trabajos de Mills y Allan, pero es una buena y caliente adaptación de un cuento que nos enseña que no coger siempre el camino habitual nos hace vivir más aventuras.



Headrush (Kaizen, 2016)

jueves, 2 de febrero de 2017

La inglesa Kaizen lleva ya un tiempo haciendo películas para Digital Playground, y entre ellas también diseña de vez en cuando cortos de acción y sexo de alto voltaje como las dos entregas de 'Blowback' o esta maravilla titulada 'Headrush', un corto tan intenso en la parte argumental como en el sexo que te deja sin respiración.


Con un ritmo imparable, Headrush nos mete tras los ojos de Danny D. mientras encuentra, busca, se folla y rescata a Jasmine Jae, todo con un uso constante del POV brutal que nos hace sentir como en un videojuego hiperrealista lleno de golpes, parkour, tiros y sexo.


No hay ni un segundo para descansar, y se agradece. Durante su media hora de metraje, Headrush nos mete dentro del protagonista y, siempre bajo su punto de vista subjetivo, saltamos, cogemos armas, corremos, disparamos, caemos... y como premio nos follamos a Jasmine Jae, que nos mira viciosa mientras nos la chupa y recibe por todos sus agujeros.


Llegamos a la escena sexual cargados de adrenalina y el sexo entra sin perder el ritmo (incluso pegamos algunos tiros mientras nos la follamos, entre embestida y embestida). Y salimos del sexo a la misma velocidad para seguir corriendo y rematar a lo grande en un corto que dan ganas de volver a verlo en cuanto termina. Si te queda aliento...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Compártelo / Share it via Addthis

Lo más leído en el último mes

Entradas más leídas del blog

Seguidores

Porno Gafapasta tiene entradas y comentarios que dan vida al blog!!!

Blogs

Compártelo / Share it via Addthis

Hazme una pregunta ----> ask.fm/PornoGafapasta

CINE X SIGLO XXI

CINE X AÑOS '90

CINE X AÑOS '80

CINE X AÑOS '70

Translation

traductor para el blog blogger web
Creative Commons License Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons y Todos los textos de este blog se encuentran bajo licencia Creative Commons. Haced clic en la imagen para ver condiciones

Lo más leído esta semana en Porno Gafapasta

Follow by Email

E-mail

E-mail
Sí, es correcto, con el guión bajo en medio; hotmail no me deja hacerlo de otra forma, xD

Archivo del blog

Etiquetas

Contador de Visitas

Free counter and web stats Site Meter

wibiya widget